viernes, 15 de enero de 2010

Reto n.º 4

Esta mañana se me cayó un pendiente en el café, y aunque la taza estaba llena, el pendiente no se mojó. ¿Por qué?